¿Les ha pasado que encuentran sabores espectaculares donde menos se lo esperan?

Marisquería El Coyote es el ejemplo vivo, y es que como podrán ver, este lugar no  se caracteriza por ser el más lujoso o por tener el mejor plan de mercadotecnia y mucho  menos la ubicación perfecta.

Marisquería El Coyote está en las entrañas del Cancún desconocido, ese que no va a salir  en las postales o aquel que no van a promocionar nunca en una feria de turismo, sin embargo es una joya en toda la extensión de la palabra y vale la pena descubrir y disfrutar.

Siempre he dicho que tanta gente formada para tomar una mesa en un lugar que huele tan rico no puede estar equivocada, y este, créanme, es el lugar.

 

El servicio cumple con el estándar, los sabores muy buenos , las porciones excelentes y el precio justo.

MI HIT:

Los camarones al ajillo

CHEQUE PROMEDIO:

$300 pesos.


Ubicación